martes, 11 de octubre de 2011

CUESTIÓN DE FE

Ando medio perdida de estos predios, esencialmente porque le estoy dedicando más tiempo al trabajo que al placer de escribir y de leer a mis amigos. Pero lo remediaré muy pronto: tengo pensado cambiar mis hábitos de vida. La vida es un espacio muy corto de tiempo como para dedicárselo a las rutinas estresantes, al tráfico insoportable, a los semáforos (yo odio los semáforos!), a los horarios,  y en fin, a cualquier cosa que me impida disfrutar hasta del acto tan sencillo de respirar aire fresco.
Les dejo, mis queridos amigos, mi artículo publicado hoy en La otra mirada, titulado como este post.
Pinchen aquí, si les place y vayan a la página 17.
Les dejo también mi abrazo.

5 comentarios:

TORO SALVAJE dijo...

Nos has abandonado, mala mujer!!!

:P

Besos.

Papillon dijo...

http://lapoesiadepapillon.blogspot.com/
Poesía y Libertad

Papillon dijo...

mis disculpas para vos tambien
es que me agarra como timidez para los comentarios

en cuanto a mi poesía, no busco destruir esperanzas, sino encontrar belleza en lo triste y lo iracundo
salud

More dijo...

Jamás mi Toro querido, jamás!!

Papillón: es cierto hay belleza en lo triste y lo iracundo... yo también intento encontrarla y en ese sentido, plasmarla, pero no he corrido con la misma suerte que "vos".
salud!

calmA dijo...

Tranquila, dicen algunos que un blog se alimenta de los comentarios, no es mi caso, huyo de ellos (salvo excepciones, tú eres una de ellas), no te preocupes, yo sé que me lees, comenta cuando puedas y tengas algo que decir.

Paso a leer tu artículo.

Besos