domingo, 4 de julio de 2010

MANUELA

Querido diario:
Sigo anodada por la derrota de Argentina ayer en los cuartos de final. Alemania es tremendo equipo, pero 4 a 0 es algo francamente insoportable, si se tiene en cuenta que muchas veces 90 minutos no son suficientes para anotar un gol. Uno solo. El fútbol es un deporte ingrato, siempre lo he dicho...
Hoy amanecieron los restos sinbólicos  deManuelita Sáenz en el país.
Pero no me siento distinta.Los restos de Bolívar han estado allí durante toda mi vida (y más) y nunca me he sentido distinta por eso.
¿Qué será?
¿Por qué, ni siquiera eso, me hace sentir mejor venezolana, o me hace sentir país?
Por lo menos para eso deberían servir los héroes: para sentirse país.

6 comentarios:

TORO SALVAJE dijo...

No me gustaría sentirme país.
Solo faltaría eso...
No.

Besos.

More Baker dijo...

Ah,Toro en cambio yo quisiera haber tenido ese sentimiento alguna vez.
Besos.

Marinel dijo...

Yo ha llegado un punto en el que a veces me siento hasta extranjera de mí misma,así que...
Besos.

LiterataRoja dijo...

More, ha pasado mucho tiempo desde mi ultima visita y volver a leerte me alegra, como siempre.
Con respecto a tu post, llevo dias intentando escribir un poema sobre San Martín y no he podido hacerlo... también me pregunto por qué. No le hara mal un poema menos al libertador, creo yo.
Besos!!

Catalina Zentner dijo...

El 4 a 0 es un baldón del que nos costará recuperarnos...

Abrazos,

More Baker dijo...

Ay Marinel,querida, eso nos pasa a todos. Hasta nos miramos alespejo y nada que nos encontramos.
Besitos para ti, gracias por venir.

Literata: gratísima sorpresa la que me he llevado al encontrarte de nuevo aquí. Muchas gracias.
Y bueno, al Libertador le han compuesto muchas poesías, ciertamente. Cuando yo sea poeta me atreveré a hacerle una.
Besos y gratitud, querida.

Querida Cata: tienes toda la razón. Fue una cosa horrible.
Besos!